HOLANDA INTERIOR

crisismigratoria

Cómo un otoño gris nos enseña a superar una crisis

Hace mal tiempo, este no es mi ambiente, entonces vuelve la pregunta, pero ¿qué hago yo aquí? La reconozco. Es una de mis crisis de migrante, como yo las llamo. ¿Qué marca la diferencia entre un día de crisis y un día de serenidad? Y ya no sólo un día. Hay crisis que pueden durar semanas o incluso meses. ¿Qué podemos hacer para vivir con plenitud (también) las crisis durante la experiencia migrato

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *