Entrevista a Hans Blom, responsable del informe Srebrenica y autor de referencia sobre la historia de Holanda

“Nunca imaginé que nuestro informe pudiera hacer caer el Gobierno, pero así fue”

El que se interese por la historia reciente de Holanda, antes o después acabará leyendo lo que sobre ella ha escrito Hans Blom, uno de los historiadores más reputados del país. Catedrático en la Universidad de Ámsterdam desde 1983, fue también director del Instituto de Documentación Bélica (NIOD) hasta su jubilación en 2008. Fuera de Holanda se le conoce por ser el máximo responsable del informe Srebrenica, una zona segura:  5.000 páginas que pretenden esclarecer los hechos en torno a la masacre que tuvo lugar en el verano de 1995 y en la que tropas serbias asesinaron a más de 7.000 hombres y niños musulmanes. El informe, elaborado por el instituto que él dirigía, supuso la caída del Gobierno de Wim Kok en 2002. En su casa de Leiden hablamos con él de cómo se escribe la historia, de los fantasmas de la Segunda Guerra Mundial y de los cuentos de buenos y malos que pasan de generación a generación.

¿Existe una manera objetiva de estudiar la historia?

Hay dos maneras de aproximarse a la historia: por un lado, desde la memoria colectiva, y por otro, desde la consciencia histórica. Si estudiamos la historia de forma consciente, lo hacemos como algo que ocurrió muy distinto

¿Quieres seguir leyendo?
Suscríbete
gratis el primer mes
¿Ya eres socio?
Inicia sesión
Gaceta Holandesa existe gracias a sus suscriptores. Apoya el periodismo independiente e infórmate a fondo sobre Holanda.
¿Quieres conocernos? Pincha aquí

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *